Enviat per: verdurita | 10/09/2014

¿Sabías que tu smartphone está manchado de sangre?

[extret de http://www.voluntaddigital.com]

¿Sabías que tu smartphone está manchado de sangre?

Ognoc

El progreso tecnológico no se ha conseguido a cambio de nada. Como con los alimentos o la ropa: cuando la fabricación de un producto da la impresión de desafiar las leyes de la naturaleza, además de las humanas y divinas, es porque efectivamente los responsables de hacerlo llegar a tus manos han decidido que la vida, la libertad, la dignidad y la salud de cientos de miles de personas y animales no valen absolutamente nada.

Y nosotros detrás, comprando sin preguntar, obsesionados con no quedarnos fuera de la “gadgetocracia”, sin interés por el origen de la tecnología que compramos, lo que contiene o lo que ha costado fabricarlo. Egoístas e irresponsables, no importa el origen, si se puede hacer, queremos tenerlo.

Pero, detengámonos un momento ahí, en el origen. ¿Sabes de qué está hecho tu smartphone?

1 El coltán. El coltán es como el oro, pero más letal, el diamante de sangre del s.XXI. Un mineral óxido que sirve de base para fabricar los chips que laten dentro de todos los teléfonos móviles. Escaso y con el 80% de las minas concentrado en uno de los lugares más desgraciados de África: el este de la República Democrática del Congo. El coltán, junto al estaño, el tungsteno y el oro son parte fundamental de tu móvil y el centro de una guerra que no parece acabar nunca.

2 Las armas. El Congo está en guerra civil desde hace décadas, un conflicto que enfrenta a dos guerrillas salvajemente armadas que parecen competir, no sólo por el control de las minas (y asegurarse el dinero para comprar más armas) sino también por ver quién es más cruel y sanguinario con la población civil.

3 Los gobiernos. Como os podréis imaginar, en Congo no se fabrican armas, se compran a otros países. Los rebeldes obtienen cientos de millones de dólares vendiendo el coltán a empresas que fabrican chips para smartphones y ordenadores. En esa parte del mundo pasan cosas curiosas como que el ejército ruandés se saque 250 millones de dólares en año y medio vendiendo coltán, a pesar de que en Ruanda no hay minas de este mineral.

4 Las empresas y los consumidores. Sacar un modelo nuevo cada 6 meses solo es posible si la materia prima es suficientemente barata como para fabricarlos en masa. A diferencia de los diamantes, los smartphones son productos dirigidos a un mercado donde la élite cuenta sus miembros por millones. Las alternativas éticas y justas, como el Fairphone, apenas son conocidas por los consumidores, más allá de los geekppies concienciados. En los últimos años han surgido leyes e iniciativas gubernamentales, como la norma Dood-Frank de Estados Unidos o una Directiva Europea para que las empresas no utilicen minerales cuyo comercio alimente conflictos armados (que es una mera recomendación, no una norma de obligado cumplimiento para los fabricantes).

5 Las violaciones de Derechos Humanos. El enfrentamiento armado que destroza el Congo es el que ha causado más víctimas desde la Segunda Guerra Mundial (unos 5 millones de personas desde 1998 según Intermón Oxfam). Conflicto étnico y explotación de minerales tienen demasiados personajes en común para distinguir causas y consecuencias a estas alturas. Los rebeldes que explotan las minas secuestran a niños para obligarlos a extraer el metal. Los tratan como esclavos y los exprimen al máximo. Cuando mueren o ya no sirven, van a por más. Saquean poblados, asesinan y violan a niñas y mujeres y reclutan críos para transformarlos en soldados capaces de matar a sus propios padres.

6 Los gorilas. A pesar de no usar teléfonos para comunicarse, sufren las consecuencias de tanto despropósito: resulta que el área donde se encuentran la mayor parte de minas de coltán incluye también el Kahuzi Biega National Park, hogar de los gorilas de la montaña. La aceleración de la demanda de coltán tiene efectos colaterales que están acabando, literalmente, con estos gorilas: deforestación, campos minados, civiles que los matan para vender su carne a los mineros y coleccionistas aprovechados.

7 Los chinos. El made in China es mentira. Muy poca electrónica se fabrica ahí, pero casi toda se monta en sus enormes y densamente pobladas ciudades-fábrica. Los componentes se fabrican en distintas partes del mundo, luego envían las piezas a China porque sale más a cuenta montarlos ahí: de pie, a mano, pieza a pieza. Pero tú tranquilo, que lo de las condiciones abusivas de trabajo, la explotación de menores y los suicidios de trabajadores no tienen nada que ver con tu nuevo dispositivo, lo importante es que sólo te cuesta 400€ (el doble de lo que ganan al mes los ensambladores mejor pagados).

8 Las campañas.

Enough Project. Raise Hope for Congo es una campaña de concienciación sobre el conflicto armado que devasta la República Democrática del Congo y sus consecuencias. Proveen a los activistas de herramientas para educar a la comunidad sobre el rol que juegan los minerales y la violencia sexual como arma en este conflicto. Además, han desarrollado un ranking de empresas que muestra cuánto esfuerzo pone cada una en evitar el uso de minerales en conflicto para elaborar sus productos. Esta herramienta pretende animar a los consumidores a exigir productos tecnológicos de comercio limpio y facilitar a los gobiernos la supervisión del cumplimiento de la normativa.

OGNOC es una campaña para incluir una marca de calidad reconocida internacionalmente en los teléfonos móviles, que garantice que un teléfono está fabricado con materiales “libres de conflicto”, como el sello que indica que para obtener una lata de atún no se han matado delfines. Mientras tanto, la huella dactilar roja y el anagrama del país africano nos dicen una cosa: nuestros móviles están manchados de sangre. Ignorarlo no lo hará menos cierto. Sus creadores creen que el temor de las marcas a causar mala imagen en sus clientes es la clave para que la iniciativa funcione.

Mi temor: que el sueño de esos niños de la guerra sea tener un móvil de última generación.

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

Categories

HUMOR GRÀFIC I DRETS LABORALS

PRIMER CONCURS INTERNACIONAL D´HUMOR GRÀFIC EN DRETS LABORALS

El remolí

quadern de resistència local

arrcirehom

Agricultura i Ramaderia de Responsabilitat Compartida - Manresa

Banc Expropiat de Gràcia

Teixint xarxes de suport mutu. Expropiant bancs al capital

MESPILUS

Cooperativa de Consum del Poblenou

La Repera

Jornades de trobada i debat entre pagesia i consumidors en l'agroecologia

colesicabras

verdes como coles, bravas como cabras

Food Sovereignty Global

Cooperativa de Consum i Producció Ecològiques

Austrian Adaptation

Expat life in Austria & Part-time Travel

Stop Monsanto / Stop-monsanto.es

Alimentos transgénicos qué son y por qué presentan una amenaza. #stopmonsanto

XAC

Xarxa d´Agroecologia de Castelló

PALABRE-ANDO. Porque contar es otra forma de caminar. Textos de Gustavo Duch

Mucha gente pequeña, en muchos lugares pequeños, cultivarán pequeños huertos...que alimentarán al mundo.

30 panxes

Cooperativa de consum ecològic de La Sagrera

i un rave!

Cooperativa de Consum Agroecològic

La Garangola

grup de consum ecològic del barri de la Sagrada Família

qué hago con mi cesta de verduras

Cocinando con lo que llega en nuestra cesta semanal de verduras ecológicas.

Argelaga

Revista llibertària contra el desenvolupament.

les Horteres de la Ribera

Cooperativa de consum del barri de la Ribera (Casc Antic, Barcelona)

Ateneu La Flor de Maig

Espai veïnal per a la creació d'un barri més lliure i just

KanPasqual

Just another WordPress.com site

Estèvia Poblenou

Benvinguts al bloc d’Estèvia, associació de consum responsable al barri del Poblenou de Barcelona.

MESPILUS

Cooperativa de Consum del Poblenou

%d bloggers like this: